Ni envidia, ni suerte

By Noviembre 23, 2015Reflexiones

La vista del lago Villarica lo invade todo. Nubes como esponjas se reparten en el cielo, no hay viento y el agua está tranquila como un espejo.

 En el embarcadero un señor arrienda botes por media hora y con Jupa decidimos darle un intento. Decidimos. Podríamos haber pasado de largo, podríamos haber gastado ese dinero en un plato de papas fritas. Esa decisión nos abre un nuevo caminito, ahora el agua mese el bote a un ritmo suave y de vez en cuando los remos nos tiran agua fría. Ese momento de silencio, los dos solos en medio de la nada, eso es felicidad. No fue atraído por la suerte, no fue el azar fue una decisión.

Desde pensar en qué haré hoy en la mañana, hasta que haré con mi vida, todo pasa por decisiones, por atreverse a tomar decisiones y nuestro viaje, nuestro actual estilo de vida, fue una decisión. Decir que sí a algo significa también decir que no a muchas otras opciones por lo que en el acto de decidir se construye todo lo que somos.

Muchas veces cuando contamos nuestra historia, cuando la gente se entera de que vivimos en una kombi para viajar indefinidamente hay 4 frases que invaden los espacios más seguido de lo que nos gustaría.

No es mi intención derribar mitologías pero esto NO ES SUERTE.  Si es que en verdad te encantaría hacer lo mismo decídete a hacerlo. Nosotros decidimos dejar nuestros trabajos, decidimos guardar nuestro dinero y ahorrarlo, decidimos comprar una kombi y gastar tiempo y dinero en arreglarla y decidimos viajar juntos porque eso era lo que queríamos hacer. Nada tiene que ver la suerte en esas acciones. Nuestras decisiones se ordenaron en el segundo que comprendimos que esto era lo que queríamos hacer con nuestro tiempo y ese es el momento más importante de todo esto. Muchos no saben lo que quieren hacer con sus vidas y es más conveniente mantenerse ocupado haciendo cosas medianamente interesantes que darse el tiempo para entender que es lo que TU quieres, que es lo que te apasiona, que es lo que te mueve. Si al meditarlo te das cuenta de que realmente te encantaría dedicarte a algo, es tu decisión hacer algo al respecto o seguir haciendo cualquier otra cosa. Nuevamente, decisiones.

Conocemos historias de viajeros a pie, de ciclistas que cruzan desde Alaska a Patagonia, de familias de 6 que viajan en un auto antiguo por 5 continentes, de viajeros en sillas de ruedas, de mujeres en motos, de viajeros con perros y hasta con gatos, entonces ahora, ¿por qué ellos pueden y tú no?

La única respuesta es porque se atrevieron a hacerlo.

Si es algo que “obvio que harías” entonces deja de ponerte excusas, deja de buscar motivos para aplazar lo que realmente quieres hacer, porque la única persona que se verá perjudicada en ese proceso eres tú. “Si tuviera más dinero”, “Si no tuviera hijos”, “Si tuviera más vacaciones”, “Si tuviera un compañero de viaje”, cada una de esas frases es una excusa. Si lo que realmente quieres hacer es viajar lo único que importa son las ganas de perseguir ese sueño. Te las ingeniarás para generar dinero, te darás cuenta de que podrías viajar con tus hijos, de que puedes renunciar a ese trabajo que no te gusta y que tendrías meses de vacaciones, que si no hay nadie que te acompañe puedes viajar solo. Si puedes. Puedes sólo si es que en verdad eso es lo quieres.

Envidia: Sentimiento de tristeza o enojo que experimenta la persona que no tiene o desearía tener para sí sola algo que otra posee. Deseo de hacer o tener lo que otra persona tiene.

¿Cómo se define la envidia sana? Si la envidia es ese sentimiento desagradable que sientes cuando deseas algo de otro, ¿cuál es la versión sana?

Ganas: Deseo o voluntad que tiene una persona de hacer una cosa.

Generar envidia es algo negativo, lo que nosotros queremos es generar ganas. Activar esas ganas de hacer algo, de salir a viajar, de ocupar tu tiempo en algo que te llene, esas ganas son siempre positivas porque inspiran y motivan a atreverse. No hay nada en el mundo que permita que yo pueda viajar de esta manera y tu no, así que no hay motivo de envidia, hay solo motivo de ganas.

…Es peligroso, que es caro, que es imposible. No dejes que los miedos de otros limiten tus acciones. Cuando te decidas a viajar muchos van a querer opinar sobre lo errado de tu decisión, pero no dejes que estos comentarios influyan, es probable que no tengan idea de lo que están hablando. Muchas veces es más fácil decir que algo es imposible que realmente intentarlo. Y cuando alguien lo intenta y demuestra que es posible, lo que pasa en ese momento es que se transforma en un “derrumba miedos” y la pared que han construido para mantenerse conformes en su comodidad se destruye.

Cuando te encuentres con estos comentarios, trata de entender que son miedos que a ellos los frenan, no tienen que frenarte a ti.

Déjanos tu comentario

comentarios :)

Join the discussion 3 Comments

  • roberto mejias stuven dijo:

    hermosas palabras.adelante y aguante!

  • Hola chicos.

    Estoy maravillado con el blog, lo descubrí hace poquito porque me dijeron en un foro de Chilenos Patiperros que existía.

    Yo tengo planificado para tres años mas realizar algo parecido a uds. con registro audiovisual, fotografías, y recorrer el mundo, y leer y verlos en este blog me inspiran mucho.

    Ahora estoy en Barcelona preparando ese gran viaje, trabajando, haciendo contactos, etc…

    Un gran abrazo a los dos.

    Los Felicito.

    Estamos en contacto

    • Dani dijo:

      Hola Victor! Que lindo fue encontrarnos con tu comentario!
      No teníamos idea de que había un foro que conocía nuestra existencia 🙂 fue una linda sorpresa!
      Mucho ánimo con la etapa en la que estás, que creemos es la más difícil, la etapa del “antes de”. Ojalá nos topemos en la ruta y cualquier duda, sólo escríbenos!
      Un abrazo!
      Dani.

Leave a Reply